CONOCE LA HISTORIA DE SAN SIMÓN DE GUERRERO

PRIMERO LO PRIMERO El nombre de San Simón, que en la actualidad tiene el municipio, así como el de la cabecera, San Simón, es muy antiguo, pues existen referencias del pueblo desde 1569, al cual se le conocía con el nombre de "San Simón Cuitepec". Poco tiempo después fue conocido como "San Simón de los Herreros", debido a que era la ocupación principal de sus habitantes.  El 13 de octubre de 1881 la Legislatura del Estado de México por decreto número 31, ordenó la creación de un nuevo municipio, al que se denominó "San Simón de Guerrero", en memoria al héroe de la Independencia de México, Vicente Guerrero Saldaña. El decreto fue firmado por el gobernador José Zubieta. Respecto a la palabra cuitepec, ésta es de origen mexicano y proviene de las radicales: cui apócope de cuicatl: "canto", "música o canción"; tepec: "cerro", "lugar"; significa "en el cerro donde se escuchan cantos" o "lugar donde hay cantos o trinos" (Gutiérrez Arzaluz).  ÉPOCA PREHISPÁNICA Los primeros grupos, eran cazadores y se vestían con pieles de animales, ya conocían el fuego. Su lengua matlatzinca, perduró hasta el siglo XVII en regiones como Tejupilco, Temascaltepec y sus estancias. Las etnias del Matlatzinco, eran de filiación náhoa y pertenecían a la familia otomí-pame: matlatzincas, mazahuas, otomíes, ocuiltecas,  tlahuicas y atzingas dentro del valle, en el occidente los pirindas o charenses. Periodo Preclásico inferior (12 a 7 mil años a.C.), incrementaron el cultivo, recolección, caza y pesca, las agrupaciones familiares rudimentarias en Cuitepec. Periodo Preclásico superior: predominó la cultura náhoa: teotihuacana, la mexica, la tolteca y la chichimeca. Se integraron aldeas en núcleos ceremoniales, iniciaron el cultivo del maíz, frijol, calabaza y chile; entre ellas Cuitepec. En Mesoamérica las zonas de la sal, eran codiciadas por todos los pueblos y fue materia de alta tributación; la sal en Iztapa abundaba. Periodo Clásico temprano: se organizan las tribus estratificadas con agricultores simples, 200 años antes de nuestra era da inicio el sistema tributario. Horizonte cultural primitivo o arcaico: se practicó la horticultura, se invento la alfarería y los habitantes se agruparon en pequeñas aldeas como incipiente organización social. Primeros grupos: hace más de 3 mil a 500 años a.C, el territorio fue reocupado por los matlatzincas y cultivaban el maíz.  Período clásico tardío: la agricultura reforma sus técnicas y da origen a la agricultura compleja. Los chichimecas ocupan el Matlatzinco y culturizan a los naturales;  en el año 800 d.C. fue fundado el pueblo de Cuitepec. Cerca del año 1200 d.C. cayó Teotihuacan, sus habitantes emigraron hacia Tula y Toluca. Conquista azteca del valle del Matlatzinco: los mazahuas-chichimecas penetraron al valle del Matlatzinco junto con los acolhuas y tepanecas;  después de Xólotl en el siglo XI. En 1476, Axayácatl conquistó todo el valle del Matlatzinco, incluyendo a Cuitepec. Las minas prehispánicas, de San Gabriel de los Herreros (hoy de Guerrero) eran conocidas y explotadas en forma rudimentaria. Dominación española La segunda quincena de julio de 1521, Gonzalo de Sandoval, alguacil de Cortés conquista el Matlatzinco. Gonzalo de Umbría corroboró que había abundantes minas en el sur del Matlatzinco. Los españoles se apoderaron de las minas de Cuitepec y las explotaron. Cortés formuló proyectos para explotarlas con métodos europeos. Los naturales de la región fueron tomados como mineros para la explotación. Siglo XVI La evangelización de Cuitepec la realizó el Clero Secular del Arzobispado de México. La cabecera fue bautizada como San Simón de los Herreros (hoy San Simón de Guerrero). Se construyó la iglesia de San Gabriel Cuentla (San Simón de Guerrero) y en el siglo XVII, con estilo plateresco la de San Diego Cuentla. Para el 26 de noviembre de 1569, pertenecen a la parroquia de Texcaltitlán: San Simón Cuitepec (ahora de Guerrero) que cuenta con  28 tributarios y 20 casas de alquiler; en San Gabriel (de Cuentla) elaboran pulque y crían colmenas, existen 100 tributantes. En 1570, San Simón de Guerrero contaba con las siguientes minas: El Socorro, Las Animas en San Simón y La Esperanza, de plata y oro. Los españoles se apoderan de la zona minera del territorio de Temascaltepec y comprendía: al pueblo de San Simón con 2,301 habitantes; la ranchería de Hucha, con  159 y Mina de Agua 494 habitantes. En 1579, el encomendero de Temascaltepec, Texcaltitlán y Tejupilco, Luis Felipe de Castilla, recibía el tributo de las minas de San Simón de Guerrero. Los mayorazgos y las mercedes, con el reparto de tierras, introdujeron el arado tipo egipcio, tirado por yuntas de animales. En 1601, Gabriel Cristóbal de Luvianos recibió una merced de tierras y tuvo un sitio de ganado menor y dos caballerías de tierra entre San Simón y Cuentla. Para 1602, Antonio Macedo, Salvador y Felipe Benítez de Ariza dueños de la hacienda de San Diego de la Tenería (hoy San Diego Cuentla), vendieron sus propiedades a los gañanes de la hacienda y a los vecinos de San Gabriel; de estas tierras nació el pueblo de San Diego Cuentla. En 1603, en San Simón de los Herreros se ubican las haciendas de San Diego de Tenería o de Cuentla (primera Encomienda), Estancia Vieja, hacienda Hucha, de la Santa Cruz y Buenavista. San Simón de los Herreros, contaba con un gobernador, dos alcaldes y los regidores que requiriesen. También contaban con un jefe policiaco o alguacil mayor.  Las Congregaciones El 13 de octubre de 1603, nombraron juez congregador a Antonio de Castrejón, para que obligara a los naturales de San Simón de los Herreros a congregarse y a asistir a los actos religiosos. En 1647, a la parroquia y municipalidad de Tejupilco, pertenecía el pueblo de Cueutla, con 1,850 habitantes y la hacienda de Tenería con 573 habitantes.  En 1770, las minas de San Simón de Guerrero eran: la Mina de Agua, Cruz Blanca, El Descubrimiento o los Burritos, el Rincón, Santa Cruz o de la Hucha, San Simón, La Esperanza, Las Animas y El Socorro. En 1771, la Mina de Agua (de San Simón de Guerrero) era una de las más grandes, ricas y de renombre y la adquirió el famoso sabio mexiquense Joaquín Velázquez de León, quien aplicó un sistema de malacates dobles. En la Mina de Agua encontraron Azogue, que permitía la amalgamación de los metales finos. Siglo XIX La economía del municipio fue básicamente agrícola y forestal, estaba  concentrada en las haciendas de Estancia Vieja, hacienda Hucha, Buenavista y la de Santiago de Tenería (hoy de Cuentla) Guerra de Independencia: Muchos sansimonenses se unieron a Miguel Hidalgo, Ignacio López Rayón, José María Morelos y Pavón, Tomás y Mariano Ortiz, sobrinos del cura Hidalgo (originarios de Sultepec); Pedro Ascencio de Alquisiras y a Vicente Guerrero. En 1811, tanto los insurgentes como los españoles destruyeron las minas de San Simón de Guerrero, para que nadie las aprovechara. El 24 de marzo, el sanguinario español Juan Bautista de La Torre y su segundo el capitán Ventura Mora pasaron por las armas en forma villana a 16 vecinos de San Simón de los Herreros en las cumbres del pueblo. El 13 de octubre de 1881 se lleva a cabo la erección municipal, el pueblo de San Simón de los Herreros (hoy de Guerrero) adquirió la categoría de municipio. El 28 de octubre, día de San Simón, fiesta patronal. En 1889, se fijan los límites del municipio que comprendía 158 kilómetros cuadrados y su población de 5,770 habitantes. En el Porfiriato (de 1877 a 1911), rehabilitaron la  Mina de Agua, del pueblo del mismo nombre. En 1915, durante la Revolución Mexicana, Candelario Flores se unió a las filas de Emiliano Zapata, cuyo lema era "Tierra y Libertad".  En el Movimiento Cristero (entre 1926 y 1929), se levantaron en armas los cristeros de San Gabriel Cuentla: Modesto Domínguez, Anastacio Calderón, Julián Vázquez y Gabino Domínguez. En la época contemporánea: (desde la década de los sesenta hasta 1998), las autoridades municipales construyeron escuelas, caminos, edificios públicos; remodelaron poblados, introdujeron servicios de agua potable, drenaje y energía eléctrica. En 1973, con el "Programa de Remodelación de Pueblos del Estado de México" realizado por Carlos Hank González, San Simón de Guerrero cambió totalmente su fisonomía pueblerina por la actual. Entre 1982 y 1984, realizan la  inauguración de la electrificación de La Cumbre, el centro cultural "Vicente Guerrero", el centro DIF, la telesecundaria, centro de desarrollo infantil, el auditorio de San Simón de Guerrero, plaza cívica Mina de Agua y el auditorio de usos múltiples de la cabecera. En 1998, se inauguraron en San Simón de Guerrero, el auditorio de la Estancia Vieja, la electrificación (Llano Grande y San Diego Cuentla), la casa cural de San Diego Cuentla y el camino a Rancho Viejo.

COPIA DE LA COPIA DEL ACTA DE INDEPENDENCIA EN EL MUSEO DE TEJUPILCO

Este es compitas, sin lugar a dudas, el documento más importante de toda la historia que tuvo que pasar México para llegar a la independencia, el cual fue redactado y firmado por la Suprema Junta Provisional Gubernativa de México, 11 años después del inicio de las batallas por la independencia iniciadas con el grito de dolores en 1810. Además, gracias a que en los tiempos de firma en que se escribió esta acta no había medios para crear demasiadas copias de buena calidad, solamente se hicieron dos copias originales y ambas tuvieron muchos problemas durante su existencia. Un ejemplar permaneció en el salón de sesiones de la Cámara de Diputados hasta que fue destruida en el incendio de la Cámara en 1909. La otra copia, fue robada y vendida en 1830. Esta copia fue recuperada por Maximiliano de Habsburgo y tras el fusilamiento de éste, fue sacada del país por Austín Fischer, confesor del emperador. En el museo de Tejupilco hay una copia de la copia original de esta Acta que declaró a Nuestro México Independiente y la puedes analizar, leer o incluso hasta tomarte una foto con ella. ¿Pero qué hay detrás de esa acta?, ¿qué dice exactamente la dichosa carta de Independencia? ANTECEDENTES DEL ACTA DE INDEPENDENCIA DE MÉXICO Fue el 27 de septiembre de 1821 cuando por fin el ejército Trigarante, el cual era dirigido por Agustín de Iturbide, entró a la ciudad de México y puso con tal acto conclusión a la guerra de independencia; Iturbide no quiso esperar absolutamente nada para que México fuera declarado de una vez por todas un país soberano y por ello el día siguiente, el 28 de septiembre de 1821, instaló la suprema junta provisional gubernativa, quienes serían el primer gobierno de la República mexicana mientras el proceso de elegir a un mandatario se gestaba en los años siguientes. CONTENIDO DEL ACTA DE INDEPENDENCIA DE MÉXICO Acta de independencia del Imperio Mexicano, pronunciada por su Junta Soberana congregada en la capital de él en 28 de septiembre de 1821. La Nación Mexicana que, por trescientos años, ni ha tenido voluntad propia, ni libre el uso de la voz, sale hoy de la opresión en que ha vivido. Los heroicos esfuerzos de sus hijos han sido coronados; y está consumada la empresa, eternamente memorable, que un genio, superior á toda admiración y elogio, amor y gloria de su Patria, principio en Iguala, prosiguió y llevó al cabo, arrollando obstáculos casi insuperables.   Restituida, pues esta parte del septentrión al ejercicio de cuántos derechos le concedió el Autor de la Naturaleza. Y reconocen por inenagenables y sagrados las naciones cultas de la tierra; en libertad de constituirse del modo que más convenga a su felicidad; y con representantes que puedan manifestar su voluntad y sus designios; comienza á hacer uso de tan preciosos dones, y declara solemnemente, por medio de la Junta Suprema del Imperio, que es Nación Soberana, e independiente de la antigua España, con quien, en lo sucesivo, no mantendrá otra unión que la de una amistad estrecha, en los términos que prescribieren los tratados: que entablará relaciones amistosas con las demás, potencias ejecutando, respecto de ellas, cuántos actos pueden y están en posesión de ejecutar las otras naciones soberanas: que va a constituirse, con arreglo á las bases que en el Plan de Iguala y Tratado de Córdoba estableció, sabiamente, el primer Jefe del Ejército Imperial de las Tres Garantías; y en fin que sostendrá a todo trance y con el sacrificio de los haberes y vidas de sus individuos, (si fuere necesario) esta solemne declaración, hecha en la capital del Imperio a veinte y ocho de septiembre del año de mil ochocientos veinte y uno, primero de la Independencia Mexicana. 1. Agustín de Iturbide. 2. Antonio Obispo de la Puebla. 3. Lugar de la firma de O’ Donojú. 4. Manuel de la Bárcena. 5. Matías Monteagudo. 6. José Yánez. 7. Licenciado Juan Francisco de Azcárate. 8. Juan José Espinosa de los Monteros. 9. José María Fagoaga. 10. José Miguel Guridi y Alcocer. 11. El Marqués de Salvatierra. 12. El Conde de Casa de Heras Soto. 13. Juan Bautista Lobo. 14. Francisco Manuel Sánchez de Tagle. 15. Antonio de Gama y Córdoba. 16. José Manuel Sartorio. 17. Manuel Velásquez de León. 18. Manuel Montes Argüelles. 19. Manuel de la Sota Riva. 20. El Marqués de San Juan de Rayas. 21. José Ignacio García Illueca. 22. José María de Bustamante. 23. José María Cervantes y Velasco. 24. Juan Cervantes y Padilla. 25. José Manuel Velásquez de la Cadena. 26. Juan de Horbegoso. 27. Nicolás Campero. 28. El Conde de Jala y de Regla. 29. José María de Echevers y Valdivieso. 30. Manuel Martínez Mansilla. 31. Juan Bautista Raz y Guzmán. 32. José María de Jaúregui. 33. José Rafael Suarez Pereda. 34. Anastasio Bustamante. 35. Isidro Ignacio de Icaza. 36. Juan José Espinosa de los Monteros / Vocal secretario* Cuán importante es conocer de nuestra historia, por que gracias a ella, nos genera identidad, nos dice de dónde venimos y hacia a dónde vamos, conocemos un poco de aquellos verdaderos héroes que dieron su vida por nuestra libertad. Conoce la historia de tu pueblo, de tu ciudad, de tu estado, de tu país.

SULTEPEC EN LA INSURGENCIA

Pues bueno ahora les traemos algunos acontecimientos militares y políticos en la región de Sultepec: La Nueva España finalizó el siglo XVIII con un deceso de cambio. Los criollos, afectados por las reformas borbónicas, tenían la obsesión de la independencia. Ya no deseaban compartir sus riquezas con la Corona. La intervención de Napoleón en España, en 1808, permitió a los criollos poner en práctica sus ideas de independencia. La crisis de la nación ibérica fue aprovechada por los “mexicanos” para tratar de ser autónomos. En ese año también empezaron a trascender las inquietudes por hacer periodismo de combate, para manifestar su inconformidad con los cambios impuestos por las autoridades españolas, y así tener la oportunidad de participar en las decisiones del Estado. Cuando los criollos trataban de sacar provecho de la crisis española, sus ideales fueron apoyados por el fraile Melchor de Talamantes, un ideólogo originario de Lima, Perú, que trajo al virreinato de la Nueva España proyectos de independencia. En ese tiempo hizo circular algunos escritos subversivos en los que afirmaba que “El