GARABATOS.

La Familia es base social no negocio.

Armando Torres.

El Norte y el Sur, El capitalismo y el socialismo, Dios y el Demonio, el bien y el mal, hombre y mujer, inteligentes y tontos, ricos y pobres, el paraíso y el infierno, el orden y el caos, el honesto y el ladrón………. Como hemos venido fraccionando la  única realidad, la belleza de participar de la condición humana, la única capaz de contemplar la riqueza del universo, atreviéndose a recrear los misterios de lo que le sorprende.

La desnudez o la exuberancia de los senos a punto de erupciones, o la caída de eros ante las colinas de la cadera, los labios rojos esperando un beso que los apague por un instante, la curiosidad de quien no ha asistido a la exquisitez del placer y emociones descargadas unos en el otro de los amantes que se encuentran en el mayor de los éxtasis, apenas  visto por la profundidad del artista y del intelectual que con el corazón peregrina por la hondura de una carne que pide ser redimida por el gozo, la alegría y la plenitud.  

Ni el demonio ni Dios podrían participar de lo que nosotros tocamos, sentimos, vemos oímos al oído


 Los tabús que nos embotan la razón, el miedo a ser felices. Gracias a la negación de la naturaleza, es decir a lo que tal cual es, tenemos el egoísmo de los  resignados que prohíben a los demás lo que no son capaces de mover ni con un dedo por hacer lo que  piden a los otros que hagan.  Los clérigos piden castidad, abstinencia sexual, pero ellos, la mayoría no solo copulan, sino incluso arrebatan la amante a otro varón, casi siempre un feligrés confiado en ese  Cristo con los huesos y epidermis rotos, pero con una mirada acusadoras  que atemoriza al culpable, produciendo en él el ánimo para cooperar con las causas  que le instruyen como bondadosas, que finalmente solo beneficial al cura o al pastor, que viaja en vehículos de lujo, come de una suculenta vianda, celebra con vinos y compañías   bajo la obscuridad de la ignorancia  y de la noche.

Azuzando los “lideres” manipuladores a los ingenuos seguidores de Cristo para que hagan la cruzada contra la libertad. El Frente que defiende no a las familias, sino la desesperación de un grupo de pastores, obispos y párrocos que cada día pierden ingresos en sus diezmos, trámites y oficios, provocando el odio y la confrontación entre los hermanos. Qué tal si esos mismos manifestantes a favor de la familia exigieran cuentas, que los curas y pastores adúlteros respondan civil y responsablemente por los hijos procreados. Aquí en Tejupilco nos queda claro que para los sacerdotes católicos la familia es prioridad, por eso escuchamos martes con martes al padre Azúcar que comparte su sapiencia familiar, muy vivida y repetida por cierto, cambiando bendiciones por panes y lo que los angustiados y confundidos desposeídos le puedan ofrecer. El problema no es la pederastia, sino la conversión de esos hombres, porque la religión cristiana en su mayoría es misógina, es decir no reconoce la grandeza y capacidad de la mujer para dirigir y tomar decisiones, hombres sin sentido de la compasión ni de la convicción de lo que dicen profesar, siendo los más egoístas y despiadados ante el que no actúa, piensa y cede como ellos pretenden.

“Señores y Señoras” los invito a darle paso a la razón, al buen juicio, a defender a la familia desde la familia misma. Ahí están los niños abandonados, en los cruces, limpiando parabrisas, vendiendo chicles. En el jardín municipal de estos hermosos pueblos poder ser misericordiosos y bondadoso con los indigentes, que huelen a excremento, los niños que pasea las prostituta y el papá adicto, en los barrios de las colonias y comunidades hay niños que no comerán hoy y mañana y los días que siguen la ingesta necesaria, la anciana y el anciano abandonados. El problema no es el derecho a los homosexuales a formar una sociedad legal y en orden, sino la “desviada” discusión sobre el matrimonio igualitario. Con el matrimonio igualitario, no obligará  la ley a que los homosexuales se casen; Imagínese, algunos señores o señoras, abandonarían sus hogares para estar en la luz de su verdad, aunque no tendría problema un servidor de que los párrocos gays tuviesen en la parroquia a su cónyuge, y los heterosexuales a su esposa, dándonos ejemplo de coherencia y vivencia de la verdad, como nos enseñó el Maestro Jesús; La verdad los hará libres. 

Si Jesucristo viviera hoy, abrazaría a los gays, un travesti sería su predilecto, una lesbiana la encargada de la logística de sus giras, haría discípulos, como dice la biblia que lo hizo, a hombres junto a sus esposas. De hecho le iglesia católica que mejor observa la tradición cristiana es la de Oriente, donde los sacerdotes se dirigen a la celebración de los ritos acompañados de la mano de sus esposas e hijos. Qué maravilla  que los hombres y las mujeres somos felices, agradecidos por tantos dones que hemos recibido, y la perversidad de unos cuantos quieren arrebatar. 


'

Lo nuevo


Lo más visto


♨️SERVICIO DE PIPA DE AGUA♨️💧¡NO TE QUEDES SIN AGUA!💧 Te llevan hasta 10 mil litros 🌊💦 LLÁMALE A "LA PIPA". Los encuentras en un horario de 7 am a 6 pm. Teléfono 7228259741.

Ver más


¡QUÉDATE EN HOTEL MIROVA!!Para los que les gusta descansar en un buen lugar cuando vienes a Tejupilco busca Hotel Mirova, un lugar Elegante y Cómodo, Excelente Atención, Cochera Protegida, Zona tranquila.Te recomendamos la Habitación con Jacuzzi.Ubicado en Libramiento Oriente. SERVICIO LAS 24 HORASSi tienes dudas entra a su Página HOTEL Mirova Teju

Ver más